Sorry, you need to enable JavaScript to visit this website.
Ene 22, 2021

¿Cómo enseñarle a mi hijo buenos modales en la mesa?

¿Cómo enseñarle a mi hijo buenos modales en la mesa?

La famosa escritora estadounidense Judith Martin, autora de libros especializados en buenos modales, hace énfasis en que una de las cosas más fascinantes de la etiqueta es que responde a una pregunta importante para la civilización: ¿Cómo deberíamos tratarnos los unos a los otros? (Harvard Business Review, In Praise of Boundaries: A Conversation With Miss Manners, 2003).

Por esa misma línea, la psicóloga infantil Elizabeth Kilbey hace una reflexión valiosísima: instruir a los niños sobre buenos modales es muy importante porque con estos, aprenderán a comportarse socialmente. “Los modales son la base para poner a las otras personas en el primer lugar”, puntualiza para el Huffington Post UK (Teaching Toddlers Manners, 2017).

Como parte de la iniciativa Nestlé por Niños Saludables, te damos algunos consejos para que empieces con la tarea de enseñarles a tus pequeños la importancia de tener buenos modales, especialmente, en la mesa. ¡Toma nota!

Primero lo primero: las palabras

‘Gracias’, ‘por favor, ‘discúlpame’ y ‘de nada’ son las primeras lecciones que puedes empezar a inculcarles a tus hijos, tan pronto como a la edad de 5 años. Estas ‘palabras mágicas’ no solo les servirán en la mesa, mientras comparten tiempo de calidad con sus familias o con invitados, son conceptos fundamentales para que interactúen de una manera más empática y saludable con todos aquellos que los rodean.

También te puede interesar: ¿Cómo enseñarle a los niños los beneficios de tomar agua?

 

Etiqueta básica para niños

Ahora bien, a la hora de sentarse a comer, hay varias reglas primordiales que los niños deben conocer y poner en práctica. De acuerdo con The Emily Post Institute —Emily Post fue una de las figuras icónicas de la etiqueta en Estados Unidos— este es el listado de buenos modales que ‘todo pequeño’ debe conocer. (Emily Post Institute, Advice Top Table Manners for Kids, s.f.)

  1. 1. A la hora de sentarse a la mesa, los niños deben tener las manos y la cara limpias.
  2. 2. La servilleta debe ir en sus piernas.
  3. 3. Deben mantenerse sentados y, ojalá, con una postura correcta.
  4. 4. Nada de codos sobre la mesa (ni mucho menos pies).
  5. 5. Explícales que solo deben empezar a comer cuando todos los demás ya lo estén haciendo o cuando se indique que ya pueden disfrutar de los platos.
  6. 6. ¡Pilas! Nada de masticar con la boca abierta ni de hablar sin haber terminado de tragar.
  7. 7. Oriéntalos para que apliquen las palabras mágicas: ‘¿Por favor, podrías pasarme la salsa?’ ‘Gracias por la comida, estaba deliciosa’.
  8. 8. Deben evitar hacer comentarios negativos sobre la comida.
  9. 9. Está estrictamente prohibido realizar sonidos incómodos como sorber o eructar.
  10. 10. Especialmente, en el caso de los niños de más de 8 a 9 años, es importante indicarles que deben ofrecer su ayuda para limpiar la mesa una vez todos hayan terminado.

Tips que te ayudarán a perfeccionar sus modales

  • Para enseñarles sobre el uso de los cubiertos, motívalos a hacer dibujos del menaje para que entiendan más fácilmente la función de cada utensilio (British School of Etiquette, Five tips for teaching your children table manners, 2018).
  • Es buena idea reconocer cada vez que tu hijo ha puesto en práctica alguno de los modales que le has enseñado. Eso sí: es mejor que estas ‘recompensas’ no sean objetos materiales, sino más bien un gesto de aprobación. ¡Choca cinco, dales un abrazo o grita un hurra en familia! (WebConsultas, Enséñales buenos modales en la mesa, 2016).
  • Los juegos son un buen recurso para enseñarles la parte teórica de los modales, leerles cuentos en los que se refuercen estos mensajes, involucrar a sus muñecas y muñecos en las lecciones, en fin, la idea es estimular su creatividad (WebConsultas, Enséñales buenos modales en la mesa, 2016).
  • Recuerda, todo es un proceso y seguramente habrá cosas que aprenderán más rápidamente que otras. Lo mejor es no saturarlos con demasiada información ni regaños e ir aumentando las lecciones y sus responsabilidades a medida que van creciendo (British School of Etiquette, Five tips for teaching your children table manners, 2018).
  • ¡Regla de oro: no hay nada como el ejemplo! Si tus hijos ven cómo te comportas (en la mesa y en otros espacios), querrán imitarte. Por eso es indispensable que seas consecuente con tus lecciones y tus comportamientos (British School of Etiquette, Five tips for teaching your children table manners, 2018).

¿Y cuáles son los beneficios de comer con tus hijos?

Sentarte en la mesa con tus pequeños no es un acto meramente operativo así que, aunque los modales son una parte esencial a la hora de la cena, también es vital que aprovechen estos momentos para disfrutar al máximo del poder que tiene para todos una comida en familia. De acuerdo con la psicóloga clínica Anne Fishel, co-fundadora del Family Dinner Project, la ciencia ha venido demostrando durante los últimos 15 años que estos espacios traen grandes beneficios para los niños en su etapa de desarrollo tales como: mejores hábitos nutricionales, mayor autoestima, tasas más bajas de depresión y de adicciones e, inclusive, mejores calificaciones.

Los almuerzos y cenas también son los momentos ideales para conocer mejor a tus hijos y estimular su creatividad. La misma doctora Fishel recomienda plantear temas divertidos de conversación tales como: ¿Cuál fue la mejor (y la peor) parte de tu día? ¿Qué harías si pudieras pedir tres deseos? ¿Sabes la historia de cómo se conocieron tus padres?, entre otras. También es la oportunidad para practicar lecciones de matemáticas o de inglés, conversando o hasta ¡jugando! La idea es que el acto de comer en familia esté asociado con emociones de relajación, felicidad y estimulación (The Food Project, The Importance of Eating Together, s.f)

banner registro

Lee más sobre Nestlé por Niños Saludables , nuestra iniciativa emblemática para ayudar a los padres y cuidadores a promover en las generaciones futuras hábitos de alimentación y vida saludable.

Volver al princípio